Skip to Content
CNN-Spanish

Los programas de ayuda por covid están comenzando a expirar para millones de estadounidenses

Mariana Toro

(CNN) — Dieciséis meses después de que la pandemia de coronavirus trastornara la economía y dejara a millones de estadounidenses sin trabajo, los históricos programas de ayuda que implementó el Congreso están listos para comenzar a expirar.

Los legisladores se apresuraron en marzo de 2020 para amortiguar el golpe financiero provocado por el virus al aprobar una amplia gama de medidas de ayuda financiera. El Congreso, así como las administraciones Trump y Biden, extendieron luego las protecciones varias veces mientras la pandemia continuaba azotando a la nación.

Pero ahora, incluso cuando los casos de covid-19 aumentan una vez más a medida que se propaga la variante delta, millones de estadounidenses pronto comenzarán a perder su red de seguridad federal. Y hay menos apetito entre la administración de Biden y los legisladores, incluidos muchos demócratas, para extenderlos nuevamente.

Las protecciones de vivienda están programadas para finalizar a finales de esta semana, y los subsidios por desempleo después del primer fin de semana de septiembre. La pausa en los pagos de préstamos estudiantiles federales y los subsidios de cupones para alimentos vencen a fines de septiembre.

ANÁLISIS | El crédito tributario por hijos es el mayor beneficio del Gobierno desde la Seguridad Social, pero solo por un año

Esto es lo que debes saber:

Las protecciones federales de vivienda están terminando

La prohibición federal de desalojo emitida por los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades (CDC) expirará a fines de julio, lo que pone a millones en riesgo de perder sus hogares. La agencia y la Casa Blanca han dicho que no se extenderá nuevamente.

A raíz de ello, pueden quedar en algunos lugares un mosaico de protecciones y rampas de salida para proteger a los inquilinos hasta que lleguen los fondos de asistencia para el alquiler. Los US$ 46.000 millones en dinero de ayuda federal para alquiler, aprobados por el Congreso en sus dos últimos paquetes de rescate, continuarán distribuyéndose a través de estados, ciudades y entidades locales.

Algunos estados extendieron sus propias protecciones de desalojo, incluido Nueva York, que tiene una prohibición de desalojo vigente hasta el 31 de agosto, y California, que ha extendido la prohibición hasta septiembre. Aunque Oregon no ha extendido su prohibición, los inquilinos tienen hasta fines de febrero para pagar la cantidad que se debe entre abril de 2020 y junio de 2021.

Otros lugares han creado una “rampa de salida” para los inquilinos con dificultades que han quedado desprotegidos recientemente de la prohibición de desalojo, pero que aún no han recibido el alivio del alquiler. En Minnesota, por ejemplo, los legisladores han prohibido el desalojo por falta de pago de los inquilinos que están en proceso de solicitar una exención de alquiler hasta junio de 2022. Otros han creado programas de “desviación de desalojo” que involucran la mediación entre el propietario y el inquilino antes de que puedan proceder los desalojos.

Si aún necesitas ayuda para cubrir el alquiler o para ayudar a pagar el alquiler atrasado, existe una lista de búsqueda de programas disponibles en el Departamento del Tesoro de EE.UU. y también uno administrado por la Coalición Nacional de Vivienda para Personas con Bajos Ingresos.

La prohibición federal de ejecuciones hipotecarias, que protege a los propietarios de viviendas con préstamos respaldados por el gobierno, también expirará a fines de julio.

Los propietarios de viviendas con un préstamo respaldado por el Departamento de Vivienda y Desarrollo Urbano de EE.UU., el Departamento de Asuntos de Veteranos de EE.UU. o el Departamento de Agricultura de EE.UU., que no hayan entrado en un programa de indulgencia, que les permita aplazar o retrasar sus pagos, podrán entrar en ese programa hasta septiembre, al igual que aquellos con hipotecas respaldadas por Fannie Mae o Freddie Mac que tengan dificultades relacionadas con el coronavirus.

Esto es lo que incluye el proyecto de ley de infraestructura bipartidista

Hay alrededor de 1,75 millones de personas que permanecen con la indulgencia, más del 50% menos que su pico pandémico, según la Casa Blanca. Para ayudar a los propietarios de viviendas a volver a los pagos de rutina y evitar la ejecución hipotecaria, la administración de Biden y el Departamento de Vivienda están ofreciendo modificaciones de préstamos simplificadas y reducciones de pago con el objetivo de ayudar a los propietarios de viviendas a permanecer en sus hogares.

Los subsidios por desempleo ampliados terminan para el Día del Trabajo

Los tres programas de subsidios por desempleo pandémicos expirarán el primer fin de semana de septiembre en los estados que los continúan, lo que afectará a aproximadamente 7,2 millones de personas, según Andrew Stettner, investigador principal de La Fundación Century.

Todas las personas en programas de desempleo estatales y federales perderán el suplemento semanal federal de US$ 300. También terminan los pagos a aquellos en los programas de Asistencia por Desempleo Pandémico y Compensación por Desempleo por Emergencia Pandémica.

El primero proporciona subsidios a trabajadores autónomos, contratistas independientes y determinadas personas afectadas por el coronavirus, mientras que el segundo extiende la duración de los pagos a quienes reciben prestaciones estatales regulares por desempleo.

Los tres fueron creados por el Congreso en marzo de 2020 y se extendieron hasta principios de septiembre como parte del paquete de ayuda demócrata de US$ 1,9 billones que el presidente Joe Biden firmó en marzo.

Las solicitudes de subsidios por desempleo aumentaron inesperadamente la semana pasada en Estados Unidos

Sin embargo, la expiración de los programas afectará solo a la mitad del país. Eso es porque 23 estados ya han terminado al menos uno de los programas pandémicos, y Louisiana está programado para detener el incremento semanal de US$ 300 después de esta semana. (Indiana tuvo que reiniciar los programas y Maryland tuvo que continuar pagando los subsidios después de que los tribunales estatales les ordenaran hacerlo).

Unos 3,6 millones de personas perdieron parte o la totalidad de su compensación por desempleo en los estados que terminaron los programas antes de tiempo, dijo Stettner.

Una vez que finalicen los pagos por la pandemia, los desempleados solo podrán acceder a los subsidios estatales, que generalmente duran 26 semanas, aunque algunos estados actualmente ofrecen tan solo 14 semanas. Pero el programa estatal no está abierto a ciertos estadounidenses desempleados, incluidos los trabajadores independientes, los autónomos y aquellos que no pueden regresar al trabajo debido a problemas de salud o de cuidado infantil derivados de la pandemia.

Algunos estados también ofrecen subsidios extendidos de hasta 20 semanas debido a las continuas altas tasas de desempleo.

También expiran a principios de septiembre las flexibilidades federales que han permitido a las agencias estatales de desempleo contratar personal temporal y call centers para manejar la aglomeración de personas que solicitan subsidios. Si bien las cifras son mucho más bajas que al comienzo de la pandemia, siguen siendo elevadas y las agencias estatales todavía están lidiando con retrasos y reclamaciones fraudulentas.

Los subsidios reforzados de cupones para alimentos cesan a fines de septiembre

Un aumento del 15% en los subsidios de cupones para alimentos expirará el 30 de septiembre. La mejora se implementó primero en el acuerdo de rescate de US$ 900.000 millones que el Congreso aprobó en diciembre y luego se extendió en marzo.

El impulso proporciona alrededor de US$ 27 más por persona, por mes.

Los legisladores aumentaron el Programa de Asistencia de Nutrición Suplementaria, o SNAP, como se conoce formalmente a los cupones de alimentos, debido al aumento del hambre durante la pandemia.

El beneficio estándar generalmente no dura todo el mes; antes del aumento, no cubría el costo promedio nacional de las comidas en el 96% de los condados, según un informe del Urban Institute publicado recientemente. Después de la mejora, esa cifra se redujo al 41%.

¿Están las prestaciones por desempleo provocando escasez de trabajadores? Esto es lo que sabemos

Al menos seis estados han detenido o terminarán pronto otra mejora de cupones para alimentos que el Congreso promulgó en marzo de 2020. La disposición aumentó la asignación de los beneficiarios a la cantidad máxima para el tamaño de su familia, pero los estados deben tener una medida de emergencia en vigor del gobierno para proporcionar la financiación adicional.

Más de 42,3 millones de estadounidenses recibieron cupones de alimentos en abril, según los datos más recientes del Departamento de Agricultura de EE.UU.

Se reiniciarán los pagos de préstamos federales para estudiantes

Los pagos de préstamos federales para estudiantes se reanudarán el 1 de octubre, después de una suspensión sin precedentes de 19 meses que se implementó para brindar alivio financiero a los prestatarios durante la pandemia.

Los saldos de los prestatarios se han congelado efectivamente durante más de un año, sin que se requieran pagos de préstamos federales desde marzo de 2020, cuando el Congreso autorizó por primera vez la pausa como parte de uno de sus primeros paquetes importantes de ayuda de covid. El subsidio fue luego extendido por las administraciones de Trump y Biden.

Durante este tiempo, los intereses dejaron de acumularse, lo que le ahorró al prestatario promedio alrededor de US$ 2.000 durante el primer año, y los cobros de la deuda en mora se han suspendido.

El alivio es aún más significativo para quienes trabajan en el sector público y pueden ser elegibles para la condonación de préstamos después de 10 años. Todavía están recibiendo crédito por esos 10 años de pagos requeridos como si hubieran continuado haciéndolos durante la pandemia, siempre que sigan trabajando a tiempo completo para empleadores calificados.

Tanto la pausa en los pagos como la exención de intereses son automáticas, pero solo se aplica a los préstamos del gobierno federal. Eso cubre aproximadamente el 85% de todos los préstamos estudiantiles federales, incluidos los conocidos como préstamos federales directos y préstamos PLUS que los padres han obtenido en nombre de sus hijos. Excluye algunos préstamos federales que están garantizados por el Gobierno pero técnicamente no son mantenidos por él. En general, se desembolsaron antes de 2010.

Los pagos mensuales del crédito tributario por hijos pueden traer sorpresas fiscales desagradables el próximo año

Es posible que la administración de Biden vuelva a extender la pausa en los pagos, pero hasta ahora se ha resistido a los pedidos de hacerlo de docenas de demócratas. Liderados por el líder de la mayoría del Senado, Chuck Schumer de Nueva York, y la senadora Elizabeth Warren de Massachusetts, han pedido repetidamente al presidente Joe Biden que retrase la fecha hasta al menos el 31 de marzo. Schumer y Warren también han pedido que Biden cancele permanentemente US$ 50.000 por prestatario.

The-CNN-Wire
™ & © 2021 Cable News Network, Inc., a WarnerMedia Company. All rights reserved.

CNN Newsource

Comments

Leave a Reply

Skip to content